Alemania, dos formas de verla en la EU

Merkel-laboral-Europa-lamenta-elevado_TINIMA20130209_0076_5

Alemania, un país creado hace menos de un siglo, y que ha sido desde su creación un motor económico, creador y destructor de la vieja Europa.

Desde el 1914 Alemania, o el Imperio Austrohúngaro en su día, lleva en guerra, practicamente hasta el día de hoy. Primera Guerra Mundial, Segunda Guerra Mundial, punto caliente de la Guerra Fría y posteriormente una guerra política en Europa sobre acuerdos y desacuerdos.

Desde un país como España a Alemania puede vérsela como la madre de Europa, que cuida de sus vecinos, que los ayuda en aspectos económicos y que busca una integración favorable para todos, ayudando a aglutinar lo mejor de los países europeos, haciéndolos competitivos, estables y económicamente prósperos. Sin embargo, y desde hace varios meses, se percibe a Alemania como un país amenazador en la económico, que obliga a países de su alrededor a tomar medidas económicas, que afectan hondamente al aspecto social de una forma negativa.

Alemania, ese país que es guiado por una señora que bien podría llamarse la Dama de Acero, que es más duro que el hierro, que lleva a Europa por los caminos que cree mejores, pero, ¿mejores para quien?. Actualmente ningún país de la moneda común con peso especifico está con tasas positivas de crecimiento, excepto Alemania, con un 0.1% del PIB en el último trimestre. El juicio de no gastar lo que no se tiene me parece un juicio muy sensato, pero el problema está en el plazo, yo creo que nadie podría afrontar una hipoteca de dos días, pero si de 30 años, pues esto es algo parecido, ¿en cuanto tiempo Europa se tiene que poner al día?

Se nos dice que los españoles hemos derrochado dinero, que hemos construido viviendas salvajemente, eso es incuestionable, construíamos al año lo que Inglaterra, Francia y Alemania juntas. Hemos construido autovías y AVEs de dudosa rentabilidad con fondos europeos y propios, tampoco es cuestionable.

La reflexión es la siguiente, hoy eso es un derroche y somos unos manirrotos desfilfarradores, pero cuando las viviendas se equipaban con ascensores Thyssen, por las carreteras iban, y siguen circulando pero ya no de reciente compra, coches del grupo Volkswagen (en alemán: el coche del pueblo), cuando se construía con gruas Liebherr, se compraban tuneladoras alemanas y se circulaba con trenes de alta velocidad con componentes de Siemens, no era derroche, era crecimiento, expansión, eramos europeos.

Ahora desgraciadamente no podemos comprar prácticamente nada a Alemania porque no tenemos dinero para hacerlo, entonces ya no es expansión, ni crecimiento y somos europeos de segunda fila, los pobres, los que ya no tiran del carro.

¿Con que visión de Alemania nos quedamos? ¿Con la visión de hermana que ayuda en momentos de debilidad porque admite españoles para trabajar en su país (que eso da para otra entrada) o con la Alemania que no quiere deuda común y está en contra del BCE porque nos presta dinero para que nuestra deuda soberana sea más barata?.

¿Seguirá haciendo la Sra. Merkel la misma política cuando Alemania no crezca? O se dará cuenta que si sigue ahogando a los países donde puede vender su maquinaría e ingeniería y  estos ya no pueden comprar nada su país, con el modelo productivo del Plan Marshall, esta perdido.

Como dato, España vende más fuera de lo que compra, eso no ocurría desde 1971. Ya no hay ascensores Thyssen, coches Mercedes, ni tuneladoras, ni maquinaría pesada de construcción nueva.

Y tú, ¿cómo analizas la situación?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s